Calidad de Atención Médica y Seguridad del paciente: prioridades de la medicina de hoy.

 

Por el Dr. Alejandro Spagnolo

Desde siempre ha sido motivo de preocupación el daño que se genera por el accionar del médico en la práctica profesional. Sin embargo, a partir de un estudio realizado en EEUU en la década del 90, la situación fue tomada con suma seriedad por parte de las autoridades sanitarias. Dicho trabajo se titulaba “Errar es humano: construyendo un sistema de salud más seguro” y mostraba que el alarmante número de muertes asociadas a la atención médica era similar a la caída de un avión con 270 pasajeros a bordo por día. De más está decir que en Argentina, si bien no contamos con cifras exactas, la situación no debería ser mucho más alentadora.

Una institución que ha trabajado en el tema es la Organización Mundial de Salud (OMS), definiendo puntualmente ciertas metas que apuntan a reforzar aspectos inherentes a la seguridad del paciente como reducir las infecciones intrahospitalarias, evitar las caídas traumáticas en la internación u optimizar el manejo de los medicamentos de riesgo, entre otras.

Como es de esperar, el error es usualmente mal visto y tiende a ocultarse, ya sea por temor o vergüenza, y no nos damos cuenta que es una gran oportunidad para aprender. El proceso por el que reconocemos dichos errores y los abordamos, transformándolos consecuentemente en un aprendizaje continuo, no es sencillo en una sociedad como la de nuestro país.

En San Nicolás, el Círculo Médico ha tomado nota de esta necesidad y organiza cursos de medicina (muchos sin cargo alguno) para contribuir con el perfeccionamiento profesional. A la vez que se dictan talleres como el de Liderazgo y Comunicación que abordan aspectos que no son estrictamente médicos pero que hacen al desarrollo integral de una persona, conduciendo a un sensible mejoramiento de la práctica diaria. Otra actividad muy difundida en nuestros días a nivel internacional es la simulación médica en la cual se puede trabajar con robots inteligentes y así tomar contacto con un ser humano teniendo una cierta experiencia como para cometer la menor cantidad de errores posibles. Esto es llevado a cabo en el recientemente inaugurado Centro de Simulación INSPIRE de la Federación Médica de Buenos Aires en la ciudad de La Plata, el cual sin duda contribuirá a lograr una mejora en la calidad de atención médica. Es algo parecido a lo que realizan los pilotos de avión en simuladores en los que deben alcanzar horas de vuelo para poder estar habilitados en el manejo de un aparato verdadero. Nuestra entidad forma parte de aquella organización y apoyará activamente a los médicos que deseen actualizarse.

Es urgente que lo expuesto en los párrafos previos pase a formar parte de una política de salud con el objetivo de reducir los eventos no deseados en los pacientes. El puntapié inicial es saber reconocer la equivocación. En este sentido es elocuente una frase de Sir Liam Donaldson de la Alianza Mundial para la Seguridad del Enfermo: “Errar es humano, ocultarlos una estupidez, pero no aprender de ellos es imperdonable”.

*Secretario General del Círculo Médico de San Nicolás